jueves, 26 de abril de 2018

¡Al fin llegó Clementina!




¡Hola amigos!


Pues sí, el pasado lunes día 23 regresó al nido, entre crotoreos de bienvenida, la vieja Clementina.

Cigüeñas blancas (Dionisio y Clementina)


Cuatro largos meses han transcurrido desde que Dionisio, el macho más experimentado de la iglesia del pueblo, regresara para preparar un nuevo ciclo vital. Ha visto cómo la pareja vecina avanzaba paso a paso en sus labores paternales, mientras él se resignaba sin perder la esperanza y permanecía echado en el nido, como si estuviera incubando los huevos que tendría que haber puesto su querida Clementina.

Pero no sólo ha visto a sus vecinos progresar sino que también, ha visto llegar a todas las especies de aves estivales, pensando siempre que hasta que no llegara el alcaudón dorsirrojo (el último en llegar), permanecería esperanzado.

Hace dos semanas llegaron a la torre del pueblo otras dos cigüeñas más, posiblemente una pareja joven en búsqueda de su primer nido de cría, pero Dionisio junto con la otra pareja, los expulsaron sin titubeos con crotoreos de advertencia y persecuciones aéreas.

Y dos meses más tarde de lo que se la esperaba...

...sin saber cómo ni por qué, el lunes (día de Castilla y León) regresaba al nido Clementina, para alegría y alboroto de Dionisio.


Cigüeñas blancas (Dionisio y Clementina)


Esperemos que esta demora y estrés no tenga consecuencias negativas para que una nueva generación de cigüeñas salga este verano adelante y el ciclo vital de nuestra pareja más experimentada se cumpla un año más.

Dionisio y Clementina vuelven a estar unidos de nuevo.


Cigüeñas blancas (Dionisio y Clementina)


Bueno pues el final de esta historia, afortunadamente, ha sido feliz.


Espero que os haya gustado la entrada.

¡Un saludo a todos y hasta la próxima!




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...